Haciendo énfasis en las formas geométricas y colores planos, la decoración minimalista puede percibirse como fría y poco acogedora. La estética es limpia y muy sofisticada, pero a menudo carece de la calidez que hace que los interiores se sientan cómodos y acogedores. La solución a este dilema es el Modernismo Orgánico, un estilo que combina los materiales y tonos naturales con elementos y formas modernas para una apariencia cálida y elegante.

La yuxtaposición de lo clásico y lo contemporáneo crea una mezcla refinada de texturas. El Modernismo Orgánico funciona muy bien en espacios de vida comunes y es perfecto para personas que aman tanto el aspecto limpio de los diseños modernos o contemporáneos de mediados de siglo como la calidez de los interiores estilo rústico.

De donde proviene

Inspirado en el racionalismo o funcionalismo, el Modernismo Orgánico promueve la armonía entre el hábitat humano y el mundo natural. Frank Lloyd Wright fue uno de sus máximos exponentes. Obras como la Casa de la Cascada o el Museo Guggenheim de Nueva York representan el paradigma de este estilo.

El movimiento acepta muchas de las premisas del racionalismo y el predominio de lo útil sobre lo meramente ornamental. Sus formas sinuosas y tonos naturales se integran con materiales y elementos contemporáneos.

Las claves del Modernismo Orgánico

Materiales naturales y reciclados

En la decoración orgánica moderna se utilizan materiales naturales como la madera y la piedra, pero también elementos reciclados. El diseño orgánico moderno se caracteriza por construirse alrededor de un mobiliario con líneas orgánicas. Se trata de muebles con personalidad y piezas elaboradas con materiales que conserven las características de sus elementos.

Las plantas y elementos orgánicos

El Modernismo Orgánico tendencia actual en interiorismo es el «homenaje a la naturaleza». Esto consiste en la utilización de materiales naturales que dañen lo menos posible al medio ambiente. Es por ello que se apuesta por las plantas para decorar y dar vida tanto a interiores como exteriores.

Iluminación natural

La iluminación natural es fuente de energía y de vitalidad de la naturaleza. Una casa bien iluminada es más saludable y acogedora. Escoge colores claros que potencien la luz, tonos tierra y verdes. Evita colocar cortinas pesadas y apuesta por las cortinas ligeras de algodón.

Si te has enamorado del Modernismo Orgánico lo único que tienes que hacer es ponerte en contacto con nosotros a través de este formulario.

En Elia somos unos apasionados de la madera y la ebanistería artesanal. Des de pequeñas piezas a grandes proyectos trabajamos la madera poniendo lo mejor de nosotros mismos. Puedes encontrar nuestros proyectos siguiendo este enlace y en nuestro perfil de Instagram y Facebook.